La importancia de mantener en óptimas condiciones la trampa de grasa radica fundamentalmente en que los residuos que se evacuan a la red pública de desague no generarán atoros, originando problemas como multas o cierre de nuestra conexión hacia la red pública de desague.
 

Asi mismo, es necesario evitar que ingresen residuos orgánicos a nuestra trampa de grasa, ya que estos generaran una descomposición y por ende, los valores de DBO se elevarán.